o

first
  
last
 
 
start
stop

Crear PDF Recomendar Imprimir

Esas extrañas mujeres de blanco/Vinicio Guerrero Méndez

Creado Viernes 22 de Mayo de 2015 por Aixa Armas
Votar
(0 votos)

Seré una fiel asistente de los médicos y dedicare mi vida al bienestar de las personas confiadas a mi cuidado (Extracto del juramento de Florence Nightingale)

La enfermería es una profesión inherente al dolor y a las necesidades humanas. Debe ser considerada como algo muy serio en nuestras vidas. A mi manera de ver son criaturas engalanadas con cualidades divinas muy particulares, que hacen que extiendan manos de bondad y de amor a quienes son colocados a su cuidado. Podemos alentar esa conducta natural si les concedemos la oportunidad de dar expresión a los talentos e impulsos con que han sido bendecidas sus frágiles manos para curar heridas, bañar enfermos, y otras cosas mas profundas.

Tan abnegada labor se labra en el silencio. Su valiente y sacrificada misión es humilde y sencilla; sin espera de agradecimiento por la gratitud humana que en la mayoría los casos solo deja ingratitud y olvido.

Señoras de Blanco agradecido les estoy. Una vez en un espacio de tiempo interminable de mi vida, para legar el pasado fue exactamente en 1997 tuve la fortuna de permanecer bajo sus cuidados. Lamento profundamente no haber podido responder en forma individual a esas muchas expresiones de cariño, tales fueron de gran consuelo para nunca olvidar; así aprovecho esta oportunidad una vez mas de agradecerles a todas esas maravillosas mujercitas su gran bondad y excelentes atenciones.

Agradecidos debemos estar todos, por el esmero de estas señoras de blanco tan esenciales en el plan de nuestro Señor. Plan imposible de operar sin ellas en nuestras vidas.

Hoy muchas de estas profesionales están en dificultades ante la exigencia de mejor preparación pero con la imperiosa necesidad de un sueldo acorde a este sacrificio personal, aunado al peligro de perder su empleo como medio de subsistencia debido a que la economía prima en algunas instituciones y centros hospitalarios tanto públicos como privados marcados por el sempiterno afán de lucro de sus depredadores. Muchas sufren la impotencia de callar ante el engaño, la corrupción, la falta de insumos y las políticas lesivas de salud en contra de ellas y sus pacientes, especialmente estos últimos quienes en la mayoría de los casos reciben la negación de tan vital servicio cuando no vienen acompañados de un Seguro, cheque o dinero en efectivo.

Que mi Señor les bendiga y el sagrado nombre de mí amado Maestro y Rey de Reyes Jesucristo las corone con brillo, belleza, gracia y fe. Es mi humilde ruego. ¡Feliz día!

 

¡La oración! No la dejes nunca por nada. Ella da brillo a tus ojos, ardor a tu corazón, fuerza a tu voluntad. Persevera todos los días, sin desistir y Dios te escuchará.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Encuesta Editorial

helper DB function reports no errors


Votos Totales:
La votación para ésta encuesta ha finalizado el: 12 Dic 2017 - 10:15
Banner