o

first
  
last
 
 
start
stop

Crear PDF Recomendar Imprimir

"Mujeres sobrantes' /Carlos R. Gutiérrez/Vanguardia.com.m

Creado Miércoles 20 de Abril de 2016 por Aixa Armas
Votar
(0 votos)

 

Pleno Siglo 21 y la violencia de género en todo su apogeo. Las agresiones en contra de ellas se han globalizado y se encuentran imparables. Inimaginables maneras de agresión en su contra, aparte de las ya conocidas y sin importar edades, surgen cotidianamente. Son embestidas, que deshumanizan y avergüenzan.

“Sheng – nu”

Ignoro si el lector sepa del resurgimiento de la desigualdad de género en China que tiene que ver con la particular discriminación que hoy día padecen todas las mujeres que mayores a 25 años de edad y que han decidido no casarse, o por lo menos hasta estar plenamente convencidas de la vida matrimonial; pues bien, a estas mujeres se les denomina  “Sheng – nu”,  que significa “mujeres sobrantes”, ya que para esta sociedad una mujer no casada es una mujer incompleta, a la vez que representa un agravio para su familia.  

Para rematar, los padres llegan a pensar que su hija es una “mujer sobrante” por no ser bonita, lo cual se encuentra muy lejos de la verdad, ya que muchas de ellas sencillamente han decidido no casarse, lo cual es una decisión muy respetable.

Con el afán de casar a los solteros esta sociedad ha ideado un mercado, que bien podría denominarse “el mercado del matrimonio”, en el que los hijos solteros –especialmente las mujeres - se “subastan” como objetos, como  simples mercancías (los padres dejan carteles con una lista de las características de sus hijas solteras). 

Comercio en donde no hay cabida para el amor,  sino subordinación de toda afinidad y sentimiento afectivo  al  mejor postor.  En estos mercados clara remente están ausentes los esenciales derechos humanos.

Afortunadamente, está surgiendo un movimiento en las redes sociales - que espero siga globalizándose  - ,  impulsado por un grupo de valerosas mujeres que quieren dejar claro su decisión de continuar solteras, que desean empoderase como mujeres independientes siguiendo sus carreras profesionales, que no están dispuestas a que la sociedad o sus propias familias condicionen su libertad y futuro.

Su mensaje es contundente: “No quiero casarme por el solo hecho de hacerlo. No viviré de esa manera”. 

Indudablemente, estas mujeres trascienden no solo en China, sino en el mundo entero. Ellas están muy lejos de ser “sobrantes”, ninguna mujer lo es, ni aquí ni en la lejana China, lo que realmente “sobra” es la ignorancia y la estupidez de las sociedades machistas. 

Más allá de sus propias realidades, los esfuerzos locales de estas jóvenes mujeres, coadyuvan a que la igualdad de género sea una realidad global; su inconformidad, su denuncia,  indudablemente fortalecen el empoderamiento de todas las niñas y las mujeres del mundo.

Testimonios perenes

La  férrea valentía y el arrojo de estas mujeres, me recuerdan a innumerables personas que a través de la historia dejaron para posteridad su presencia, al rebelarse en contra de las injusticias, la discriminación y los paradigmas de sus tiempos, me refiero a infinidad de mujeres que, adelantadísimas a su tiempo,  le demostraron al mundo su fortaleza, inteligencia y determinación. 

Mujeres que manifestaron al mundo que todas las personas tenemos la misma dignidad, los mismos derechos, sin importar género, condición social, color de piel, orientaciones sexuales, ideologías o creencias religiosas.

Por ejemplo

Recuerdo a Rosa Parks, mujer de color  que,  en diciembre de 1955, desafió al establishment norteamericano en plena segregación racial. 

Esta valiente mujer, en Montgomery, Alabama,  se encontraba  sentada en un autobús público, cuando de pronto se le “ordenó” que se levantara para ceder su asiento a una persona blanca, pero inusitadamente ella se negó y,  por esta simple razón,  fue arrestada y multada. Su coraje, su silencioso desafío ante esta discriminación, representó el inicio de la reivindicación de los derechos civiles en ese país. Hoy, Estados Unidos,  tiene como presidente a Obama. 

La huella  en la historia

La Organización de las Naciones Unidas  se dio a la tarea de rescatar a muchos de estos personajes femeninos que, ciertamente, cambiaron la historia pero que no necesariamente son reconocidas por sus aportaciones. 

Hoy deseo compartir el nombre de estas mujeres, las contribuciones y lecciones que legaron a sus propios países y a la humanidad, a la vez de comentar las carencias que, según la ONU, el día de hoy  aún persisten en aquello por lo que ellas lucharon y se destacaron.

Mujeres excepcionales

400 a. C. Grecia — Agnodice. Una  de las primeras ginecólogas, ella  practicó con la medicina en Grecia cuando las mujeres se enfrentaban a la pena de muerte por hacerlo. 

Según la ONU hoy en día, más de 800 mujeres mueren cotidianamente por causas previsibles relacionadas con el embarazo y el parto, el 99 % de ellas en los países en desarrollo.

1691 México — Sor Juana Inés De La Cruz.  Defendió el derecho de las mujeres a la educación en 1691 proclamando “bien se puede filosofar y aderezar la cena”. A pesar de los avances en la equidad de género, hoy, por cada 100 niños, sólo 70 niñas cursan estudios terciarios en el África Subsahariana.

1860 Rusia — Anna Filosofova.  Activista por los derechos de las mujeres y filántropo rusa, sostenía que era mejor educar. Hoy la pobreza sigue siendo un cáncer social, ya que afecta desproporcionadamente a las mujeres y las niñas, a su salud, empleo y seguridad, de hecho en la actualidad 836 millones de personas viven en la pobreza extrema.

1893 Nueva Zelandia — Kate Sheppard.  Exigió al parlamento de Nueva Zelandia, el voto de la mujer, convirtiéndose en el primer país con Gobierno autónomo en conceder a las mujeres el derecho nacional al voto en 1893.  En 2015, únicamente el 22 % de todos los escaños parlamentarios estaban ocupados por mujeres.

1911 Japón — Raicho Hiratsuka.   Editora, escritora y activista política japonesa, en 1911 cofundó la primera revista literaria dirigida únicamente por mujeres, donde se interpelaba el rol tradicional de las mujeres en el hogar.  Actualmente únicamente  1 de cada 4 personas sobre las que se lee o se escucha en las noticias son mujeres y ellas solo ocupan el 27 % de los puestos de alta dirección en organizaciones de medios de comunicación.

1951 Egipto — Doria Shafik. Impulsora de los derechos de las mujeres en Egipto, exigió los derechos políticos plenos, igualdad salarial y reformas a las leyes de estado civil. Al presente, las mujeres enfrentan desigualdades directas e indirectas a través de leyes, políticas, estereotipos y prácticas sociales (como es el caso de China).

1951 Reino Unido — Rosalind Franklin. Esta química británica allanó el camino para el descubrimiento de la estructura de doble hélice del ADN, mediante una máquina que ella misma había perfeccionado. Desgraciadamente, las mujeres conforman “l 30% de los investigadores en las ciencias naturales, las ingenierías y la tecnología, las ciencias médicas y de la salud, las ciencias agrarias, las ciencias sociales y las humanidades”.

1973 EE.UU. — Billie Jean King.  Campeona norteamericana de tenis y activista por el cambio social, ella  amenazó “insignemente con boicotear el Abierto de Tenis de los Estados Unidos en 1973 a menos que las mujeres recibieran un premio en dinero igual al de los hombres”, su demanda fue atendida, “el Abierto de los Estados Unidos se convirtió en el primer gran torneo en su tipo en ofrecer igualdad en las retribuciones”. Sin embargo, “la brecha salarial de género todavía persiste para las mujeres en todos los ámbitos de la vida. En todo el mundo, las mujeres ganan el 24% que los hombres”. ¿Será justo?

Elogio a la mujer

La lista de mujeres notables es infinita, en este mismo espacio seguiré abordando el tema; sin embargo, quiero dejar claro que no tenemos que ir muy lejos para encontrar a esas maravillosas mujeres  que cotidianamente bastante  le aportan a la vida y a la  sociedad desde sus propias trincheras: simplemente hay que sentir y apreciar la presencia de la esposa, de la madre, de la hija; en fin, de todas las mujeres que hacen posible, mediante su entrega,  que este País, que este mundo, aún tenga vida y esperanza.

No hay mujeres sobrantes, sino oportunidades faltantes a tanto talento femenino. No hay mujeres sobrantes, sino abundancia de estupidez social, en China y en México también.  

cgutierrez@itesm.mx 
Tec. De Monterrey Campus Saltillo
Programa Emprendedor

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Encuesta Editorial

helper DB function reports no errors


Votos Totales:
La votación para ésta encuesta ha finalizado el: 21 Nov 2018 - 03:25