Adiós hacer dieta: estos son los 3 hábitos fáciles que de verdad funcionan para perder peso

Hemos desterrado la cultura de la dieta y apostamos por una alimentación consciente y más saludable. Aún así, la báscula aún se resiste y no logras tu peso saludable. Estos tres hábitos fáciles de aplicar en el día a día te ayudan a lograrlo.

Fuente: Telva
Por Mirian Mascareñas
20 de septiembre 2023

Nos exigimos demasiado, creemos que comer bien es comer de dieta, comer perfecto. Pero eso no es así. Comer bien implica un equilibro entre las dos funciones que tiene la alimentación: la principal es la de nutrirnos, una necesidad fisiológica, la de aportar lo que necesitamos para cumplir con las obligaciones del día a día; la segunda es dejar satisfechas las necesidades emocionales”, cuenta Itziar Digón, experta en Mindfulness. Y por aquí, por la alimentación consciente es por donde puedes empezar.

1. CONTROLA EL HAMBRE EMOCIONAL

¿Sabes diferenciar el hambre real del hambre emocional? El primero se suele sentir con un vacío en el estómago y te dificulta la concentración, además te hace sentir irritabilidad, desasosiego… Por el contrario, el hambre emocional se define como un conjunto de sensaciones que también se sienten en el cuerpo pero que provienen de una emoción. Por ejemplo, la tristeza, la ansiedad, el aburrimiento o el estrés te hacen buscar en la comida una forma de aplacar estos sentimientos. Así, corres a la despensa y, por lo general, eliges alimentos poco saludables que no benefician a tu salud y tampoco ayudan a controlar el peso.

Para identificar el y saber cómo ponerle freno hay trucos. Por ejemplo, para controlar la curva del impulso prueba a cerrar los ojos y visualizar tu estómago. Identifica cómo lo sientes, ¿de verdad necesitas comer? Otra técnica es buscar “alimentos confort” que sean más saludables y que sacien nuestra boca (ya que en este caso el estómago no los necesita). Hay que aprender a gestionar las emociones

2. DESTIERRA ALIMENTOS INFLAMATORIOS Y QUE HINCHAN TU TRIPA

Trabajar en una cesta de la compra en la que predominen los alimentos antiinflamatorios es otro de los hábitos que puedes incorporar a tu día a día. Algunos vegetales, como el brócoli o las coles, y algunas especias, como la cúrcuma, el jengibre, la canela o la pimienta negra, son algunos de los básicos en tus menús.

Te ayudará a perder peso y mantenerte en los kilos saludables para ti reducir el consumo de azúcar. Es más fácil si lo haces de forma paulatina, por ejemplo, empieza por retirarla en el desayuno y cuando lo tengas controlado, pasa a otra comida donde también suelas recurrir a el, como la merienda. Es mejor no hacerlo de golpe porque si tu cuerpo está acostumbrado y lo quitas por completo, acabarás teniendo ansiedad por volver a consumirlo y cuando lo hagas estarás aún más enganchada que antes. Paso a paso.

3. SIÉNTETE BIEN CONTIGO MISMA Y APUESTA POR LA DIETA MÁS SALUDABLE

Paula Sáiz de Bustamante, bióloga, farmacéutica y experta en nutrición de nutrición-online, afirma: “Si necesitas perder peso, solo te queda negociar contigo misma, estableciendo un compromiso personal, sin prohibirte constantemente, sino que facilitándote una mejor situación para ti. Se trata de tener un diálogo amable contigo”. En este camino no debe haber culpas ni castigos.

¿Cómo trabajar este hábito de bienestar? La experta lo tiene claro y su solución pasa por evitar dietas restrictivas ya que después se produce el temido efecto rebote. “Dentro del contexto de lo cotidiano, para mejorar la nutrición, una de las claves es reducir los alimentos más calóricos y con menor calidad nutricional“, y continúa recomendando algo que conocemos bien y es muy nuestro, “la dieta mediterránea, apoyada de una amplia evidencia científica, será tu mejor aliada”.

Basándonos en la fabulosa dita mediterránea, tu lista de la compra no contendrá alimentos que te llevan a coger peso como los ultraprocesados, las grasas saturadas, los azúcares refinados… Pero sí vegetales y frutas de temporada, proteínas saludables, cereales integrales…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *