Gloria Cuenca: De la vergüenza verde

Fuente: Costa del Sol FM
28 marzo 2024

Decía mi madre, (QEPD) cuando veía un exabrupto, como los que hemos tenido que contemplar en estos días, y los autores del desastre, se quedan como sí nada: “Pasa que la vergüenza de ellos, era verde, los burros creyeron que era pasto y se lo comieron”. Por eso están como si no hubieran quebrado un plato. Al menos es la imagen que quieren representarnos, no ha pasado nada, no se han burlado del país, a ver si nos convencen a estas alturas de que “no son tan ignorantes, abusadores y arbitrarios como los vemos al actuar”. Ellos empeñados en que nosotros, el país, nos conformemos con “el mal vivir” al cual nos tienen sometidos, y ¿ellos? chévere. Es decir: “Lo ancho para ellos, lo estrecho para nosotros”. Como estoy de refranes, les digo uno que me enseñaron mis ancestros, relativo a cuando las cosas empiezan mal,

“Se inició con plomo en el ala”. Sorprende la inconsciencia de los dirigentes del régimen. ¿Se hacen o son? No se dan cuenta: ¿de qué nadie, ni siquiera su gente los quiere? Son los “malqueridos” de estos tiempos. No tiene explicación al observar las barbaridades que debemos sufrir a diario. Quienes vivimos y fuimos testigos de cómo era realmente la otra Venezuela, lo podemos afirmar categóricamente. Jamás padecimos: 1. Falta de gasolina, 2. Hiperinflación descontrolada, 3. La educación devastada, 4. Sin posibilidades de encontrar solución a las enfermedades, hospitales destruidos 5. Corrupción en todos los niveles, con acusaciones que no conducen a nada, sometiendo al país a toda clase de marramucias y embustes.6. Destrucción de la naturaleza: el Lago de Maracaibo, Las zonas costeras de Falcón y Anzoátegui, el llamado Arco Minero 7. Destrucción de la industria de la comunicación, con eliminación de la libertad de expresión y de información.8. Presos políticos, torturados, vejados, humillados. 9. Salarios de hambre para todo el sector público, incluye a docentes de primaria, secundaria y universidades. 10. Gigantesco éxodo de venezolanos hacia el mundo, (8 millones aproximadamente).11. Destrucción y ruina de PDVSA y de las empresas básicas de aluminio. 12. Cierre de más de 20 mil industrias en todo el país.13. La mentira como política de estado.14. Sistemática violación de los Derechos Humanos.15. Uso del Sistema Nacional de Comunicación como sistema nacional de propaganda. Y, no sigo porque voy a llorar. Puede decirse, que pueden dar clases de como destruir un país sin una guerra convencional. Son expertos en eso.  Se sabe que, los pobres cubanos, están “pelando la olla” como se dice coloquialmente. Los considero “pobres de alma”, por cuanto tienen los bolsillos llenos de dinero mal habido, y encima quieren hacer ver que son inocentes palomitas. Ante esta avalancha de malas noticias cualquiera puede perder la perspectiva. ¡No, hay que conservar la serenidad, la firmeza y la Fe! Este ciclo de desastres que por un cuarto de siglo ha detenido y retrasado el avance de nuestro país, está por terminar. Como escribí líneas atrás su candidatura sale con “plomo en el ala”, no se puede vivir al margen de la verdad, de la justicia, de la honorabilidad y la honradez. La vida, siempre dura y más justa, de lo que nos podemos dar cuenta, pasa factura por esas actuaciones. Si lo sabré yo, que he vivido tanto. Interesante y necesario leer de José Rafael Pocaterra, “Memorias de un Venezolano de la Decadencia.” O, buscar el libro de Rómulo Betancourt, “Venezuela Política y Petroleo” para rememorar otros momentos terribles que ha vivido la República, reconociendo, ninguno tan nefasto como este ciclo.

No obstante, he escrito y manifestado mi más grande alegría, por la conducta extraordinaria de las dos Corinas. Las mujeres venezolanas, fieles a su tradición democrática y valiente, han dado un ejemplo inolvidable e histórico de lo que significa una mujer venezolana, madre, valiente, dispuesta a asumir su papel cuando la Patria lo ha reclamado. MCM ha demostrado con los hechos, una vez más la coherencia de sus planteamientos, no tengo dudas de su papel protagónico en el próximo lustro de nuestro país. Mientras la Dra. Corina Yoris, ha demostrado. Con pocas palabras, sabiduría infinita, -se  nota  humildad con su actitud- y demuestra lo que una abuela venezolana es capaz de hacer, con honor, orgullo, cultura, conocimientos, valentía y desprendimiento. ¡Bravo! Por las dos actuaciones y por haber dado a conocer al país la magnitud de esas dos damas, que han dejado muy claro en estos momentos oscuros y tristes, lo que significa el coraje y la decisión de la mujer venezolana. Para quienes dudaban de la expresión “Hasta el Final” quedó claro que se trata de un final, que tal vez no sea pronto, pero que será, sin duda, el que todos, unidos con Dios y la Virgen esperamos.  Quiero terminar señalando que están muy alto en la consideración de los venezolanos de verdad, nacidos o no aquí, que nuestro futuro seguirá siendo resplandeciente, en libertad, con democracia por cuanto nos lo merecemos. Una vez más lograremos nuestros objetivos, por cuanto la lógica, la razón y el corazón están de nuestro lado. ¡Hasta el Final siempre!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *