La historia de Jaqueline Rico, la “muerta viva” de Maracaibo: 3 horas en la Morgue 

Jacqueline estuvo en coma tres meses, tiempo en el que vivió varias experiencias sobrenaturales en las que afirma haber ido al cielo

Fuente: Red Digital Noticias
10 de mayo 2024

Jacqueline, una mujer extremadamente humilde, nació hace 48 años en Maracaibo, creció en un hogar disfuncional, con maltratos y al borde de abusos por su padrastro, una situación que con tan solo 11 años de edad la obligó a huir de su casa e irse a vivir con una tía en San Francisco.

Ese “ir y venir” la alejó del colegio y se lanzó a las calles, entrando muy joven en el vicio de la bebida, lo que la llevó al borde de la muerte.

Un día, con apenas 23 años, después de beber licor por más de 12 horas un carro se la llevó por delante en La Curva de Molina.

La llevaron al Hospital Universitario y allí llegó sin signos vitales. Declarada muerta los médicos la enviaron a la morgue, donde estuvo en los refrigeradores por más de 4 horas.

Muy temprano los forenses cuando se propusieron a practicarle la autopista, abrieron su estómago y Jacqueline “abrió los ojos”.

“No estoy muerta, estoy viva”, exclamó y se desmayó. El forense también cayó desmayado, y su ayudante corrió despavorido.

Jacqueline estuvo en coma tres meses, tiempo en el que vivió varias experiencias sobrenaturales en las que afirma haber ido al cielo y visto de lejos el infierno.

Años después afirma que Dios la preservó para darle un mensaje de fe a quien lo necesita. Tiene 4 hijas y cada vez que puede, cuenta la historia que le dio el título de “la muerta viva”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *