Murió Mirta Díaz-Balart, primera esposa de Fidel Castro y madre de uno de sus hijos

Tenía 95 años, vivía en España, y junto al líder de la Revolución Cubana eran los padres de “Fidelito”, que se suicidó en 2018.

Mirta Diaz-Balart, primer esposa de Fidel Castro, murió a los 95 años.

Fuente: El Clarín
6 de julio 2024

Mirta Díaz-Balart, primera esposa de Fidel Castro y madre del primer hijo del exlíder cubano, murió a la edad de 95 años, anunció este sábado su nieto, Fidel Antonio Castro Smirnov, en su cuenta de la red social X.

“Rodeada de mucho amor, partió mi querida abuela Mirta Díaz-Balart Gutiérrez. Se nos va una gran mujer”, escribió el nieto del histórico líder cubano, acompañando su mensaje con fotografías familiares donde se lo ve junto a su abuela.

Mirta Díaz-Balart, que vivía en España, era madre de Fidel Castro Díaz-Balart, conocido como “Fidelito”, el hijo mayor de Fidel Castro, quien se suicidó en 2018.

Nacida en 1928 en la capital cubana, hija de un político que en la década de 1940 llegó a ser alcalde de una localidad cubana, Mirta Díaz-Balart se casó con Fidel Castro en 1948 cuando ambos eran estudiantes: ella de Filosofía y él de Derecho. Un año después nació “Fidelito”, y la pareja se divorció en 1955, cuando Fidel estaba exiliado en Estados Unidos.

La separación se produjo, según contó la propia Díaz-Balart, no solo por la actividad revolucionaria de Castro sino también por la infidelidad de su marido con la célebre Naty Revuelta -también casada- que le dio a Castro una hija.

Apenas un año después de divorciada, Mirta contrajo matrimonio nuevamente, en esa ocasión con Emilio Núñez Blanco, hijo de un diplomático cubano que con el tiempo se convirtió en un importante militante anti castrista.

“En nuestra separación nunca hubo malas palabras, rompimos civilizadamente. Yo jamás le he deseado ningún mal (…) Recuerdo mi matrimonio con Fidel como algo lejano, pero también como una etapa muy bonita de mi juventud. Yo siempre le deseé cosas buenas”, rememoró la mujer sobre su divorcio, en una entrevista en 2016 con el diario español El Mundo.

Tras la victoria de la Revolución Cubana en 1959, Mirta Díaz-Balart tuvo que exiliarse. Sin embargo, pudo viajar a Cuba en varias ocasiones para reencontrarse con su hijo.

La batalla por la custodia del niño, finalmente ganada por Fidel Castro, dio lugar a una auténtica saga llena de idas y vueltas.

“Estoy afectada, sí, y he sentido pena por su muerte, aunque esa historia ocurrió hace más de 60 años. Estos días he rezado por su alma, yo soy cristiana”, dijo, en tanto, sobre el fallecimiento de Castro.

Con el correr de los años, la familia Díaz-Balart terminó convirtiéndose en uno de los pilares de la gran colonia cubana que vive en el exilio en la ciudad estadounidense de Miami.

Uno de los sobrinos de Mirta Díaz-Balart y primo de “Fidelito” es el diputado republicano estadounidense Mario Díaz-Balart, feroz anticastrista.

Fidel Castro (1926-2016) tuvo al menos siete hijos de cuatro mujeres diferentes. Con su última pareja, Dalia Soto del Valle, tuvo cinco hijos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *